lunes, 19 de junio de 2017

Oruro en la Guerra del Chaco


Pinto brevemente la ciudad de Oruro fundada por Manuel Ascencio y Padilla el 1º de Noviembre de 1606, como Real Villa de San Felipe de Austria, resultado de su grandiosa riqueza industrial minera, convirtiéndose en centro minero. El 5 de septiembre de 1826 se creó el departamento de Oruro, a donde llegaban gentes de todos los países del mundo, criollos e indígenas que se entremezclaban en afán de trabajo, convirtiéndose en un centro cosmopolita. La ciudad fue extendiéndose hacia "Papel Pampa", contando con una población de 72.000 habitantes, más que la capital francesa.

Llevan en la sangre el deseo de Libertad, luego del movimiento subversivo de 1739 protagonizada por Vélez de Córdoba, que no tuvo éxito, el 10 de febrero de 1781, estalla el primer grito libertario de América, en la Villa de San Felipe de Austria; encabezado por los hermanos Rodríguez y Sebastián Pagador.

Estos valientes líderes fueron hechos prisioneros por los españoles, trasladados en penoso viaje hasta Buenos Aires, a las llamadas "Cárceles de Oruro", los condenados murieron sin juicio previo. Sus casas fueron quemadas y echadas con sal -para que no vuelvan a pararse- sin embargo, los orureños se levantaron de sus cenizas, una y otra vez, como el ave Fénix.

Por sus hechos históricos, Oruro inspiró al poeta Luís Mendizábal Santa Cruz, cuyo poema épico fragmentado dice:

El Licenciado Castro y Padilla, con la cruz en la diestra y señalando la horca para colgar herejes y desleales, hizo la fundación de la Real Villa de San Felipe de Austria de Oruro.

El coloniaje heroico, que transcurrió entre un canto de martillos sobre el pétreo regazo de las rocas, culminó en leyendas.

El gran sapo diabólico, los millares de hormigas y la monumental serpiente que iban a exterminar la ilustre Villa de San Felipe de Austria.

Fueron en piedra convertidos, sapo y serpiente monstruos y aún quedan las hormigas durmiendo el blanco sueño de la nada en los extensos arenales que dora el sol pampero, y todo por la gracia de un milagro que tuvo a bien hacer la dulce Virgen del Socavón.

Aquí, las gentes no preguntan de dónde viene el hombre cuando trae en sus manos la crispación dichosa del trabajo, bendita tierra de Oruro, eres la enamorada del gringo y del gitano.

Ciudad cosmopolita, crisol donde se funden todas las razas, es cimiente de renovación. Su potencialidad económica prodigiosa, encierra en sus montañas oro, estaño y otros minerales. Sede minera, su población apta para el trabajo creador de productos y venta de mercaderías cobra mayor relieve en pos de un mejor futuro para la Patria.

Durante la presidencia de Aniceto Arce, Oruro saborea los beneficios que reporta una locomotora. El ferrocarril penetra en la ciudad y el pueblo compuesto por ciudadanos de diversa nacionalidad, festeja la llegada del monstruo mecánico con bulliciosa algazara y entona el himno al trabajo y a la paz.

De esta forma se convierte en el centro vial del país, donde convergen todas las vías camineras, con sus avenidas asfaltadas, dotado del principal elemento: el agua más dulce y saludable; la primera ciudad con servicio de Teléfonos Automáticos que le sirvió para comunicarse con el interior y exterior del país.

Es la primera ciudad deportiva que cuenta con el "Oruro Royal", fundado el 26 de mayo de 1896. Fue semillero de deportistas, contaba con fútbol, atletismo, golf, tenis, box, ciclismo, motociclismo, pelota al canasto o básquetbol y pelota de mano o k´ajcha. Estas disciplinas se practicaban en canchas de la zona norte.

Oruro durante los años que duró la Guerra del Chaco, pese al horror de la misma, enfrentó una misión revolucionaria y digna, para no quedar estancado en el presente. La naturaleza es pródiga con Oruro, la riqueza minera no se agota. Por el intenso trabajo que practican se la nombra Capital Industrial de Bolivia.

Por sus tradiciones y leyendas es "Capital Folklórica de Bolivia ". Actualmente muestra al mundo su flamante título que le otorgó la Unesco, con la Declaratoria a su Carnaval como Obra Maestra de Patrimonio Oral e Intangible de la Humanidad.

RECLUTAMIENTO

Mensaje de Arturo Borda, a los muchachos que partían hacia el frente:

"¡Arriba corazones! Para no desmayar en el deber y la obligación conciencial de avanzar hacia la reintegración de nuestros territorios usurpados; y no precisamente por su significado presente, sino que por su importancia en lo porvenir.

Haced por comprenderme, compatriotas; os ruego; poned toda vuestra atención, porque no en vano se está inmolando por la patria, nuestra juventud llena de energía de ideal y pasión, que en la hora trágica es lira de sangre, canto de muerte, el resurgir de raza en el Chaco Boreal.

De manera que es urgente alzar y levantar la conciencia del pueblo, de la nación, del Estado, de la Patria y de la raza: alzar la conciencia de la victoria y el triunfo individual y colectivo, en la defensa de la tierra madre, defensa intelectual, material y moral, con todas las facultades de la vida, porque estamos hartos ya de pérdidas territoriales, por muy gloriosas que hayan sido en el heroísmo inútil; ya que fatalmente enseguida de cada pérdida territorial llegan otras muchas, hasta forjar la impotencia y la incapacidad de los pueblos. Por eso es necesario troquelar en nosotros la idea, el ansia, la fe y la conciencia de nuestra potencia, y porque es ya una honda fe y la conciencia nacional de que tendremos pese a todo y todos, ¡comunicación libre y directa con el mundo!"

Partieron al frente junto con muchos otros ciudadanos orureños, Juan A. Camargo en el Regimiento Camacho, Humberto Gómez Alcocer estudiante de la Facultad de Ciencias Económicas, Luis Edmundo Aróstegui, Jorge Ampuero Ramallo, Manuel Sánchez Arteaga, Luis Cueto, Desiderio Gómez García, Agustín Ramos, José Ramos Zeballos (hijo), Mario Ramos Zeballos, Alfredo Zeballos Leman (auxiliar de medicina) y estudiantes orureños. Diciembre de 1932.

Aviso: Comandancia de la Primera División: Convocatoria a Clases Voluntarios

Se convoca a todos los clases que voluntariamente quieran enrolarse en las filas del ejército, bajo las siguientes condiciones:

1. Los cabos y sargentos egresados de las filas del Ejército que hayan tenido buena conducta y capacidad de comando serán aceptados como instructores en las reservas que se organizan. La capacidad de los inscritos, deberá ser comprobada con la Libreta de Servicio Militar u otro documento.

2. Los sargentos y cabos aceptados, percibirán el siguiente haber mensual:

SARGENTOS: Bs. 60, con opción a la ropa interior y el uniforme.

CABOS: Bs. 40, con opción a la ropa interior y el uniforme.

Las inscripciones se encuentran abiertas en la Secretaría de la Comandancia de la Primera División. Oruro.

Comandancia de la Primera División. Aviso Militar

Por disposición del Estado Mayor General, los conscriptos del año 1933 no se presentarán de inmediato. Oportunamente se hará la convocatoria respectiva; mientras tanto todos los inscriptos del indicado año permanecerán en sus hogares.

Oruro 3 de enero de 1933.- Teniente Coronel Murguía, Comandante .Accidental de la Primera Compañía. Don José Enrique Peña se ha enrolado. Tenemos conocimiento de que ha sido destinado dentro de los servicios Auxiliares, al Hospital Militar número 15 donde prestará importantes servicios.

Don Rafael Ulises Peláez, autor de "Ronquera del Viento´´, mañana parte al tiente incorporado en la "Batería López", alto valor intelectual de Oruro, enviará sus impresiones desde el frente. Por otra parte, nada justo sería que sigan ocupando cargos públicos algunas personas que hasta la fecha han venido rehuyendo su presentación en los cuarteles; mientras que precisamente se cometan injusticias y desventajas a las familas de aquellos jóvenes que acuden al primer llamado de la patria Se espera que con estas consideraciones el problema de la familia Capriles sea solucionado por las autoridades.

Los muchachos del periódico "LA PATRIA", en el Ejército Nacional

"Ya en muchas ocasiones, con motivo de que uno a uno se nos han ido a la campaña, hemos tenido que referirnos a los muchachos que desde la redacción de este diario, haciendo labor de sacrificio y hasta de privaciones, todos los días se dedicaron a difundir valientemente sus ideas. Muchas veces tuvieron que ponerse frente a un público incomprensivo y hostil, pero siempre todos ellos lograron imponerse por su labor altiva y honorable".

"Recordamos con cariño a todos ellos, cuyos nombres suenan aún en nuestros oídos. Los recordamos con más cariño a todos ellos que fueron buenos camaradas en la labor de todos los días por lo mismo que ahora están ausentes del hogar común".

Ahora son otros muchachos más que se van, Eduardo Ocampo Moscoso con cuyas inquietudes nos habituamos tanto, y cuya vigorosa labor amerita toda ponderación, viaja hoy al sudeste como antes su puesto del deber estaba en la redacción, hoy, lo sabe él que su puesto está en el Chaco. Y va alegre y comprensivo siempre, a cumplir su deber allí también´. Ernesto Vaca Guzmán, el buen "fiero", que se ha destacado con nitidez en todas las lides del pensamiento, también se va. Lleva a la guerra su espíritu inmenso y la realidad de su humorismo y su alegría. Como entre sus compañeros de universidad y sus amigos, Ernesto Vaca Guzmán, quizá el más sacrificado de los periodistas y de los escritores jóvenes, en el cuartel, se ha hecho de buenos compañeros y admiradores por su inquietud y su temperamento juguetón. Sabe él que a la guerra también hay que "arrancarle sonrisas". Rafael Ulises Peláez, el cronista dilecto, es otro de los muchachos que viaja hoy. Remberto Capriles Rico, que aunque permaneció en este último tiempo alejado de la redacción, siempre es considerado como un miembro más de esta casa. Unido a los tres nombrados hace un grupo selecto. A todos ellos, en el momento emocionado de la despedida, les abrazamos, sintiendo la inquietud del alejamiento, ya que son miembros de una sola familia, la cual queda seccionada por el momento hasta que los que se han ido regresen con la victoria.

Incorporados

Fueron incorporados al Ejército por Orden del Estado Mayor General los siguientes reservistas de servicio auxiliar: Dr. Benigno Guzmán Bozo, Dr. H. Prado Barrientos, José E. Peña, quienes serán distribuidos en distintas reparticiones militares, asimismo serán incorporados los señores Hernán Cortez B, Luis Rodolfo Viscarra Urquidi, Enrique Cárdenas Condarco y José Gonzáles.

Marcharon también los ciudadanos que desempeñaban labores administrativas dentro de la sociedad orureña como don señor Luis Humberto Beltrán, especializado en el manejo de mortero, arma de artillería utilizada por el Regimiento Camacho Jefe de la Policía de Seguridad de Oruro, que durante la contienda fue herido en la parte dorsal que le imposibilitó caminar, Lucas Solo, su estafeta, que lo acompañó y cuidó de él hasta su muerte, con la ayuda de otro soldado construyó un ataúd y Io enterró con modestas pero emocionadas honras fúnebres en el cementerio del Fortín. Soto Villca, fue Guardia de la Intendencia Municipal de Oruro.

Arsenio Pinza Polar redactor del Diario de La Mañana.

Luis Mendizábal Santa Cruz, periodista, poeta y escritor. Retornó herido de bala, en la estación Central fue recibido por una multitud de paisanos que le rindieron un homenaje.

Gilberto Rojas, el mayor compositor musical de la historia de nuestro país participó en la contienda habiéndose destacado en la Guerra del Chaco fue ascendido al grado de Cabo.

Luis Llosa Beckrich, se dedicó con denuedo a defender el territorio de nuestra patria y obtuvo el rango de Cabo.

Capltán Arturo Vallle Peralta, quien cayó con su avión en el Fortín Toledo durante un bombardeo.

Aviador Rafael Pabón con su copiloto, el Subteniente Mario C., después de derribar a varios aviones paraguayos, cayeron en el sector de la Florida.

Capitán Alfredo Pacore Moscoso, que fue derribado durante la contienda.

Aviador Emilio Beltrán López, quien sobrevivió a la contienda.

Padres Franciscanos

Los religiosos de esta orden también fueron a la guerra, como Capellanes de guerra, en el campo de batalla fueron muy útiles curando a los heridos, y a los enfermos, nunca como en ese momento para demostrar su amor al prójimo.

Morenada Cocanis

Los miembros de este conjunto folklórico, se enrolaron para marchar al frente, dejando a Oruro sin su Carnaval durante el tiempo que duró la contienda.

Viajeros

Con dirección al frente de operaciones, hoy se ausenta el Mayor N. López, el Dr. Francisco Cortéz, y los señores Emilio Linarez y Antonio Ribera.

Enrolados profesores de Secundaria

Maestros de establecimientos fiscales de instrucción secundaria se enrolaron en el Ejército Nacional, ellos son del Colegio Bolívar: Ulises Peláez, profesor de inglés y Hugo Dávila, profesor de Aritmética. Del Liceo de señoritas Pantaleón Dalence, Rodolfo Irahola, profesor de Química.

Emboscados

El pueblo insiste en que las autoridades militares deben hacer respetar las leyes, intensificando la campaña para que a los cobardes se los envié a la línea de fuego, porque se pasean con impavidez en nuestras ciudades y en los pueblos de provincias y otros lugares. Se impone un castigo ejemplar para esos malos ciudadanos que pegados a sus empleos, otros ocultos en sus casas, y/o porque se han hecho declarar inhábiles y algunos, socapados por sus propios padres, rehuyen sus deberes patrióticos como ciudadanos bolivianos.

Diputado solicita su incorporación al Ejército Nacional

El Diputado Roberto Gómez, representante de la Provincia Poopó de Oruro, dirigió un oficio al Ministro de Guerra, pidiendo su incorporación en el Ejército Nacional y partir de inmediato al Chaco.

No hay comentarios:

Publicar un comentario